10° aniversario de la partida del expresidente Néstor Kirchner

10° aniversario de la partida del expresidente Néstor Kirchner Homenaje con contenidos originales

Compartir:

Una reflexión sobre su obra y legado

A diez años de la partida del expresidente Néstor Kirchner, el Centro Cultural, que lleva con orgullo su nombre, presenta una serie de actividades especiales en torno a su figura.

Así, se estrena la pieza audiovisual Retrato plural, con la participación de artistas y referentes de la cultura; también se pone en línea la muestra de fotos Kirchner x María Eugenia Cerutti, que recorre momentos de su vida; se realiza una serie de charlas en las que Teresa Parodi, Claudia Masin e Iñigo Errejón aportan su mirada junto a la escritora y periodista Gabriela Borrelli para pensar a una de las figuras políticas más importantes de nuestros tiempos; y se ofrece la sección Querido Néstor, con las cartas que le escribieron desde diferentes regiones del país.

A continuación, presentamos un texto que reflexiona sobre su figura y legado.

Años de felicidad pública para las mayorías sociales

Néstor Kirchner es lo que es porque resolvió un enigma.

Pocos momentos tan críticos como aquel en que una sociedad casi tiene la certeza de que ha dejado de ser tal. Cuando se sospecha, y un poco más también, que nada bueno se puede esperar de seguir viviendo en ella. Momento largo en que lo que se ve y lo que se escucha no deja dudas de que el Estado –lo que ha quedado de él– solo actúa a favor de minorías.

2001 es la cifra de una desafección incubada desde los años de la dictadura. También lo es de un levantamiento de multitudes postergadas, sino sencillamente abandonadas, que desde hace un par de generaciones habían sido empujadas a la pobreza, más allá de los límites de la vida en común. Que se había hecho de pocos, restringida.

Néstor Kirchner se zambulle en una situación desoladora, repleta de riesgos, helada. ¿Cómo remontar la descreencia? ¿Cómo despertar el entusiasmo por una patria que casi nunca se tuvo? Precisamente no hablando de estas cosas, sino actuando. Resolviendo conflictos a favor de los trabajadores, derogando leyes sancionadas con coimas, barriendo con la Corte Suprema de la “mayoría automática”. Los genocidas nuevamente al banquillo de los acusados. Con atención dedicada a cada una de las demandas de los movimientos sociales. Con el oído –y la cabeza, y los pies, y las manos– sensible a percibir lo dañado, para repararlo.

“¿Quién parará la lluvia?”, se preguntaba el poeta Francisco Paco Urondo, con Creedence de fondo, y a propósito de la desaparición del joven obrero Felipe Vallese. La lluvia paró, por un rato inolvidable, para miles de miles que solo conocían la intemperie.

El enigma que resolvió Néstor Kirchner hizo posible, como solo excepcionalmente ocurre, años de felicidad pública para las mayorías sociales.

Pero en 2020 solo podemos saber que la historia no tiene fin.

Contenidos

Estemos en contacto

Dejanos tu mail para enterarte de la programación del CCK.

Nuestras redes

Conectate con nosotros en las siguientes redes sociales.