“Háry János”, de Zoltán Kodály

“Háry János”, de Zoltán Kodály Jueves 31 de octubre, 20h - Sala Argentina

Compartir:

Con solistas, orquesta y coros bajo la dirección de Sylvia Leidemann

Háry János, la célebre opereta de Zoltán Kódaly, es interpretada con dirección de Sylvia Leidemann, junto a solistas, orquesta y coros, y con proyección de imágenes de artistas visuales. El concierto cuenta con el auspicio de la Embajada de Hungría, la Fundación Bethlen Gábor (Hungría) y Ars Hungarica (Asociación Civil de Música y Cultura).

Las entradas son gratuitas y se podrán retirar personalmente a partir del martes 29 de octubre, de 12 a 19, en Sarmiento 151, hasta agotar la capacidad de la sala (y hasta dos entradas por persona).

Sylvia Leidemann
 Virginia Correa Dupuy
Norberto Marcos
Susana Moreno
Ágnes Szakály
Oleg Pishenin

Programa

Zoltán Kodály: Háry János, singspiel para solistas, coro y orquesta
Con proyección de imágenes de artistas visuales
 
Intérpretes
Örzse: Virginia Correa Dupuy (mezzosoprano)
Háry János: Norberto Marcos (barítono)
Emperatriz: Susana Moreno (soprano)
Cimbalón: Ágnes Szakály (Hungría)

Orquesta de cámara (concertino: Oleg Pishenin)
Coral femenino Hungaria
Coro Masculino Kodály


Dirección musical: Sylvia Leidemann

Artistas visuales: Ladislao Magyar y Pedro Róth

Relator y textos: Ariel Ramos
Compaginación de textos: Elizabeth Makkos
Compaginación visual: María del Carmen Souto
Archivista: Joaquín Anton

Acerca de Zoltán Kodály

La figura de Zoltán Kodály constituye un gran ejemplo en lo personal y en sus facetas de compositor, musicólogo, pedagogo y estudioso de la lengua húngara. Nació en Kecskemét el 6 de diciembre de 1882, de padres aficionados a la música. Durante su infancia tomó contacto con la obra de los grandes creadores europeos y también con las melodías rurales. Para complacer a sus padres egresó de la Facultad de Filosofía y Letras como profesor de húngaro, alemán, latín y griego. Simultáneamente estudió composición en la Academia Nacional de Música Ferenc Liszt (que luego lo nombraría profesor con solo veinticinco años); al recibir su diploma determinó por voluntad propia volver a cursar los estudios, por no sentirse aun suficientemente preparado para su verdadera misión. En 1906, en París, tomó contacto con el lenguaje de Debussy, que tendría una gran influencia en su música. En esos años, y debido a cambios en la sociedad húngara y a conflictos políticos, no estaban dadas las condiciones para el rescate del patrimonio musical de la nación, por lo que Kodály emprendió por sus medios la tarea de relevar el folklore húngaro. Junto a Béla Bartók se unió en trabajo y amistad personal por el resto de su vida. Kodály estaba convencido de la necesidad de hallar un nuevo lenguaje musical propiamente húngaro, pero se enfrentó con la oposición de sus colegas de la Academia. El 6 de marzo de 1967 la vida de Kodály llegó a su fin; detrás dejaba para Hungría y para el mundo un legado invalorable y eterno. Como musicólogo generó un movimiento en torno a la investigación y aseguró la conservación del acervo musical folklórico húngaro. Como pedagogo implementó la música húngara en todos los niveles de enseñanza, y junto con Jenö Ádám concibió una particular metodología conocida como la Concepción Kodály, oficial en países de Europa, América y en Australia. Como compositor, forjó una obra en la que se destacan la plasticidad del movimiento melódico y una atmósfera en donde se conjugan la tranquilidad, la solidez y la grandiosidad; este lenguaje particular da como resultado un arte verdaderamente húngaro y contemporáneo en los más variados contextos de la música erudita.

Acerca de la obra

Por Zoltán Kodály

El argumento narra las aventuras de Háry János, un héroe legendario nacional. Campesino, ex soldado y muy imaginativo, el viejo Háry se sienta día tras día en la posada de la aldea contando las maravillosas proezas de su juventud. A la típica usanza aldeana, esos productos gloriosos de su fantasía desfilan en términos de extremo realismo e ingenuidad, en curiosa mezcla de comedia y pathos. Sin embargo, Háry no es delineado como la contraparte de un Münchausen* húngaro. El aparente fanfarrón es, en su punto menos álgido, un soñador entusiasta, un fanático y un rapsoda nato. Sus historias no son ciertas, ¡pero no tiene importancia! Son expresiones de la belleza de su fantasía que construye para sí y para otro un mundo artístico y absorbente de imaginación. Todos nosotros soñamos con esas hazañas imposibles, llenas de gloria y de grandeza; sólo que carecemos del ingenuo coraje de Háry y no osamos revelarlas. La narración adquiere un significado más profundo cuando miramos a Háry como símbolo de la nación húngara, cuyas luchas y ambiciones sólo se pueden materializar en sueños.

*Célebre personaje de la literatura alemana, el barón Münchausen fue, según él, protagonista de las más increíbles aventuras.

Horarios

Fecha Hora Lugar  
Jueves 31 de octubre 20:00h. Sala Argentina

Estemos en contacto

Dejanos tu mail para enterarte de la programación del CCK.

Nuestras redes

Conectate con nosotros en las siguientes redes sociales.