Alfredo Arias aventuras compartidas, la exhibición

Alfredo Arias aventuras compartidas, la exhibición Miércoles a domingos y feriados de 13 a 20h - Primer subsuelo

Compartir:

Un recorrido por la colaboración de Arias con grandes artistas visuales

Como parte del ciclo Alfredo Arias aventuras compartidas, una producción especial del CCK dedicada al gran artista argentino radicado en Francia y que muestra algunas de sus múltiples facetas y su colaboración con grandes exponentes de otros géneros, esta exhibición da testimonio de sus colaboraciones con reconocidos artistas visuales, los que han sido y siguen siendo sus cómplices en diversos trayectos: Juan Gatti, Pablo Ramírez, José Cuneo, Gustavo Di Mario, Alejandra López, Edgardo Giménez, Alejandro Rumolino, Delia Cancela, Val & Musso y Ali Mahdavi.
 
Además, habrá una visita guiada en la que Arias conducirá a los espectadores e irá revelando la trastienda creativa de los proyectos exhibidos. “Curiosamente”, dice Arias, “esta muestra me expone sin exponerme, puesto que son las obras de los artistas aquí presentes que me permiten existir en la plenitud de mi entusiasmo por el acto creador y mi infatigable deseo de descubrir y experimentar”.
 
Suntuosos vestuarios, máscaras, proyección de videos, bocetos y fotografías de actuaciones y producciones coreográficas invitan a un recorrido por las experiencias teatrales de Alfredo Arias: desde sus puestas más osadas hasta maravillosas utopías escénicas. Las obras que le dieron reconocimiento internacional, las que nunca llegaron al escenario y la que se estrenará el año que viene en París. El universo teatral de Arias (formado también en las artes plásticas) abarca desde óperas barrocas, exuberante music hall, y un teatro de autor en el que emana, envuelta en atmósfera surrealista, la poética rioplatense.

La exhibición, ubicada en el primer subsuelo del CCK, se podrá visitar desde el 11 de agosto y hasta el 3 de septiembre, de miércoles a domingos, y feriados, de 13 a 20.

Acerca de la exhibición

Por Alfredo Arias

Con la dirección teatral aprendí a colaborar y compartir experiencias con otros artistas. La muestra Aventuras compartidas acerca el espectador a la intimidad del proceso creativo, exponiendo vestuarios y decorados conjugados con la presencia de los actores.

En esta exposición se han reunido vestuarios, bocetos, fotografías y videos alrededor de espectáculos realizados y otros que fueron fantásticas utopías.

La variedad de propuestas atestigua la intensidad del diálogo que he naturalmente establecido con cada uno de los creadores que me acompañan en estas Aventuras.

La reunión de las obras expuestas ilustra la manifestación de una idea y el camino que hará a través del intercambio con el artista. Este planteo y su desarrollo se plasmarán en la realidad de un escenario.
 
Con Juan Gatti hemos soñado una revista porteña, Buenos Aires con Estrellas, donde un niño –de aquellos que fuimos– imaginaba que a escondidas de sus padres recibía en su casa a grandes artistas del mundo del espectáculo. Con Juan imaginamos una revista para Miami donde una serie de cuadros fantásticos y misteriosos recorrían la memoria del sagrado music hall. Bocetos, trajes, fotos, animaciones y videos descubren el vuelo visual de Juan Gatti que materializó las ideas con las cuales intenté inspirarlo.
 
Los fotógrafos Gustavo Di Mario y Alejandra López –también, en alguna oportunidad, Val & Musso– han sabido transformar el testimonio de una situación teatral en una obra personal donde aparecen rasgos inesperados que hacen resaltar el aspecto surreal, grotesco o abstracto que escondía la secuencia propuesta por los actores.

Pablo Ramírez ha vestido y transformado a los intérpretes de numerosos espectáculos que he presentado en Paris y Buenos Aires. En esta exposición podremos ver una creación que tendrá lugar en un futuro próximo en el Théâtre Athénée de Paris. Pablo ha diseñado trajes para vestir al Papa en una sesión fotográfica que deberá promover su imagen en África. Estos hábitos vestirán al personaje «Papal», establecido por la pluma de Jean Genet en su pieza teatral Elle. Entre lo sagrado y lo profano, estas vestimentas deberían acercar la sublime imagen de su Santidad a los fieles más lejanos del globo. En Elle, Ella, su santidad, el Santo pontífice, siguiendo los meandros establecidos por Genet medita defecando, recuerda su juventud como pastor y concluye proponiendo que la transmisión de su espíritu debería condensarse en un terrón de azúcar.
 
Con Edgardo Giménez y Delia Cancela imaginamos un desbordante jardín barroco destinado al majestuoso marco del Teatro Colón. Este ámbito debía enmarcar los viajes imaginarios que Rameau inventó para Las Indias galantes con la intención de festejar lo que no conocemos, lo que nos queda por descubrir. Tierras y seres lejanos que proponen insólitos horizontes a nuestro imaginario.
 
José Cuneo abrió una ventana hacia El Tigre con sus pequeñas cajas-escenarios que inspiraron el decorado de la comedia musical del mismo nombre, El Tigre. Prolongando su trabajo escenográfico, Cuneo llevó el ritmo frenético que viven los personajes de esta comedia a una vibrante historieta surgida de sus inspirados trazos. Sus dibujos se zambullen en las aguas enloquecidas de unos fanáticos cinéfilos dedicados a celebrar la memoria de la rubia e inquietante Lana Turner. Las cajas luminosas de José están acompañadas por las fotos de Ali Madahvi, que subrayan y exacerban el carácter onírico-gráfico de los personajes de este descabellado relato.
 
Alejandro Rumolino registra en video desde hace ya varios años mi trabajo teatral. Para esta muestra hemos concebido un espacio de proyecciones que rompe con el hábito del documento filmado, creando un ballet de rostros y máscaras donde la fuerza pictórica de las imágenes nos aleja del teatro y da acceso a una experiencia estética pura lejos de los límites que impone un escenario.
 
Estas Aventuras compartidas me ofrecen la oportunidad de volver al espacio donde todo comenzó para mí, es decir al espacio de las experiencias visuales. Pero hoy lo hago con una valiosa lección del teatro que me enseñó a compartir sueños y realidades.

Acerca del ciclo

Durante agosto, el CCK rinde homenaje a Alfredo Arias con una serie de actividades que recorre la vasta trayectoria del notable artista argentino radicado en París: Alfredo Arias aventuras compartidas. Por primera vez se podrá escuchar en nuestro país, en forma completa, su espectáculo musical Tres Tangos, el 10, 11 y 12, en la Sala Argentina. Una exhibición (instalada en el primer subsuelo) da testimonio de sus colaboraciones con reconocidos artistas visuales. El domingo 20, en la Sala Federal, se dará a conocer su obra inédita Soy Ya Ya, de la trilogía La voluptuosidad de lo inútil y el martes 29, en La Cúpula, se realizará la presentación en español de la historieta inspirada en su pieza El Tigre.

Dice Arias: “He elegido una aventura heteroclítica para contar mi pasión por el teatro, el cine, la fotografía, la moda y las artes visuales en general. Es por eso que esta propuesta se organiza alrededor de diversos eventos, todas facetas y lenguajes con los cuales he jugado tratando de encontrar nuevas pistas que abran perspectivas a nuestras emociones”.

Acerca de Alfredo Arias

Nacido en Buenos Aires, Alfredo Arias participó de ese fenómeno renovador de la cultura porteña que fue el Instituto Di Tella. En 1968 fundó el grupo TSE. Su primera creación teatral fue Drácula. En 1970, luego de su paso por Nueva York, fijó su residencia en París. Allí dirigió la Eva Perón de Copi, a cuya singular poética Arias se vinculó en un fecundo lazo creativo

En la producción de Arias se reconoce un mundo personal signado por un imaginario barroco que conserva toda la potencia y la fascinación de la infancia. Entre sus piezas se destacan Penas de amor de una gata inglesa, Penas de amor de una gata francesa. En los espectáculos Mortadela, Fausto argentino y Mambo místico Arias exploró su propia historia y su reencuentro con el país natal.

Entre sus creaciones se destaca la comedia musical Concha Bonita, con una partitura original del compositor Nicola Piovani –asiduo colaborador de Federico Fellini–, y Tres tangos, con libreto de Gonzalo Demaría y música de Axel Krygier.

Revisó textos fundamentales del repertorio teatral como El juego del amor y del azar de Marivaux, El pájaro azul de Maeterlinck, La locandiera de Goldoni, La tempestad de William Shakespeare (presentada el festival de Avignon), Las criadas de Jean Genet y Las aves de Aristófanes, interpertadas con la troupe de la Comédie Française.

En Buenos Aires se destacan sus puestas de La carrera de un libertino, Bomarzo y Muerte en Venecia en el Teatro Colón, Tatuaje en el Teatro Presidente Alvear, Deshonrada y Comedia Repostera en el Centro Cultural San Martín y Cinelandia en el Teatro de la Ribera.

Su montaje de la pieza Circo equestre Sgueglia, del dramaturgo y poeta napolitano Rafaelle Viviani, obtuvo en Italia el Premio de la Asociación Nacional de Críticos de Teatro 2013. En Italia también montó recientemente Il Bugierdo de Carlo Goldoni y su última creación musical, Mme. Pink, con música original de Mauro Gioia y del compositor estadounidense Mark Plati, colaborador de David Bowie en diversas producciones discográficas.

Formado en las artes plásticas, Alfredo Arias ha incursionado en la ópera, el music hall, la comedia musical y el cine. Ha publicado los libros Folies Fantômes y L’écriture retrouvé (entrevistas con Hervé Pons). Recibió tres premios Molière: por el conjunto de su carrera y por sus espectáculos Mortadela y Penas de amor de una gata francesa. Fue nombrado Commandeur des Arts et des Lettres por el Gobierno de Francia.

Estemos en contacto

Dejanos tu mail para enterarte de la programación del CCK.

Nuestras redes

Conectate con nosotros en las siguientes redes sociales.